Scroll to top
© 2019, Conservas Remo

Nosotros

Conservas REMO nace en 1964 en Candás, un pequeño pueblo marinero de la costa asturiana. 

Decir Candás es, desde siempre, decir la mar, como bien canta una antigua canción de tradición marinera «Que soy de Candás y mi vida está en la mar». Desde hace siglos los marineros de este pueblo se embarcaran en grandes y pequeñas empresas relacionadas con la pesca y la elaboración de los productos de la mar. A comienzos del siglo pasado este pueblo marinero vio nacer importantes fábricas de conservas de pescado, una de ellas fue Conservas Remo, S.L., continuadora aún hoy de una tradición conservera caracterizada por la elaboración de conservas de la más alta calidad.

Nuestros valores:

– La satisfacción del cliente como eje principal: en todos nuestros procesos y decisiones tenemos como objetivo conseguir y mantener una alta satisfacción de nuestro consumidor, procurando siempre sorprenderle de forma positiva.

– El sabor tradicional en los tiempos de vanguardia. Priorizamos el mantenimiento de un sabor de tradicional, donde la calidad del producto sea el protagonista principal, aprovechando todos los avances tecnológicos disponibles para mejorar nuestros procesos y alcanzar esa excelencia. 

– La sostenibilidad de nuestros mares y nuestra tierra. La conservación del mar y tierra de donde obtenemos nuestras materias primas es fundamental en nuestras decisiones, tanto por responsabilidad social como para asegurar la calidad de nuestros productos a lo largo del tiempo. Exigimos a nuestros proveedores el mismo grado de responsabilidad que nos exigimos a nosotros mismos, un total cuidado del medio en todos los procesos.

Elaboración Artesanal

El proceso de fabricación de las conservas de pescado comienza en la lonja, donde nuestros expertos adquieren las mejores piezas.

En la recepción del pescado en fábrica se comprueba de forma exhaustiva la calidad de la compra. El paso siguiente incluye una cuidada limpieza del pescado, con agua continua y colocado en recipientes de acero inoxidable, donde se realizará el proceso de cocción. Una vez enfriado, se eliminan las zonas desechables, se limpian de nuevo y las mejores partes son seleccionadas. 

El envasado se realiza a máquina o de forma manual y siempre con aceite de oliva especialmente refinado para nuestras conservas.

Los platos cocinados se elaboran en fogones tradicionales y utilizando materias primas cuidadosamente seleccionadas y de alta calidad. Nunca utilizamos aditivos ni conservantes. Somos miembros del Consejo Regulador I.G.P Faba Asturiana, auténtica faba asturiana con certificación y es la única que empleamos en todas nuestras elaboraciones con fabes.

Esta cuidada selección de las materias primas y el control de todos nuestros procesos nos permiten garantizar con absoluta seguridad la calidad de todos nuestros productos envasados.

Responsabilidad Social Corporativa

En Conservas Remo buscamos mantener relaciones duraderas y satisfactorias con todos nuestros grupos de interés. No nos limitamos solamente a cumplir con la legislación en los diferentes ámbitos como el social, medioambiental o laboral; sino que intentamos ir un paso más allá.

Buscamos ofrecer una experiencia única y personal a nuestros clientes. Para conseguirlo tratamos de ofrecer las mejores condiciones laborales posibles a nuestros trabajadores, apoyar la economía, la cultura, la gastronomía tradicional así como cuidar el medio ambiente en todos nuestros procesos.